LA PRIMERA AGENCIA DE CONTENIDOS PERIODÍSTICOS DE INNOVACIÓN Y EMPRENDIMIENTO EN COLOMBIA

Ziklo Solar, emprendimiento amable con el medio ambiente

Andrés Pérez, socio y director financiero de Ziklo Solar, destaca las ventajas de la tecnología fotovoltaica. Foto Nicolás Acevedo.

  • Ziklo Solar, una empresa familiar a la vanguardia de las energías limpias
  • La empresa paisa ha instalado el mayor número de postes de energía solar en Antioquia
  • Empresas, conjuntos residenciales, vías públicas, se benefician con esa tecnología

 

Por Carlos Osorio Pineda

MEDELLIN, 24 abr (Colombia-inn) – El uso de las energías alternativas o limpias toma cada vez más fuerza en el mundo y aunque no es nuevo en Colombia, aún falta mucho para que el país tome conciencia de la urgencia de adoptar ese modelo. Sin embargo, para Ziklo Solar, un emprendimiento familiar con sede en Medellín, el objetivo está claro y en ello trabaja desde 2012.

“Es el negocio del futuro. Las empresas que se monten en energías renovables tienen unas ventajas, como exención de impuestos y de aranceles, lo que beneficia a quienes estamos en esta industria”, asegura Andrés Pérez, director financiero de Ziklo, y uno de los miembros de la firma de la que también hacen parte su padre, su hermana y Tomás Vélez, el Gerente General.

Y en ese sentido Pérez no se equivoca. Menos si se tiene en cuenta que, según WWF, una de las mayores organizaciones internacionales de conservación de la naturaleza, “(…) tan solo en energía solar, Colombia se encuentra por encima del promedio de radiación solar mundial e incluso en algunos lugares como La Guajira duplica este valor”.

Hasta 2012 la empresa paisa se conocía como Solaire, y se dedicaba al sector de la energía eléctrica y la iluminación, pero con la propuesta de una persona que durante años trabajó en Estados Unidos en el tema de la energía fotovoltaica, ese objetivo varió.

Fue entonces cuando “se tomó la decisión, por parte de la familia, de quedarnos con el cien por ciento de la empresa, además de darle un vuelco para enfocarnos en la iluminación de vías y espacios exteriores (utilizando energía solar), dejando para otra etapa la parte de generación de energía”, recordó Pérez.

La iluminación de vías interveredales o en parcelaciones privadas, es uno de los fuertes de Ziklo Solar.

Energía solar, un negocio costo-eficiente

“Nos enfocamos en esto porque encontramos que es un negocio costo-eficiente para la industria, ya que permite el retorno de la inversión en un plazo de entre 15 a 20 meses”, precisa el empresario, quien confiesa que cuando comenzaron, “no teníamos ni idea del tema”.

“Entonces, si en 20 meses se recupera la inversión y no se tiene el consumo tradicional de un sistema de energía pública, pues ese mecanismo se vuelve muy conveniente” y eso es lo que ha permitido que nuestra empresa presente muy buenos resultados en los dos últimos años, dice Pérez.

Ziklo Solar trabaja en dos sectores en particular: iluminación de vías y exteriores y, paralelamente, en aspectos similares en temas de seguridad. “Ahora estamos aplicando lo mismo que hacemos en iluminación en el tema de las cámaras de seguridad. Y también en productos que se utilizan en las vías, como la señalización que se hace con tableros de control que funcionan con energía”, explica Pérez.

Con más de cuatro años en el sector, Ziklo Solar es actualmente una de las empresas con mayor reconocimiento en Medellín, en donde presenta con orgullo un amplio trabajo en materia de iluminación de vías en parcelaciones privadas, pero este año espera dar el brinco y abrirse a la contratación pública para empezar a crecer.

Ziklo Solar también ofrece aplicaciones para la industria, y a mediano plazo, generación de energía.

Vias interveredales, un foco apropiado para la tecnología solar

Para Pérez es claro que el uso de la energía solar en las ciudades es un proceso muy costoso porque toda la infraestructura está construida para la energía eléctrica, pero también es cierto que cuando se habla de vías interveredales o secundarias, “lo que debe primar allí es nuestro producto”.

“En Europa y Asía están muy fuertes en iluminación de vías; México y Chile están también muy fuertes en ese campo de la iluminación solar de ese tipo de vías, y acá ya tenemos casos de éxito en el sector privado”, destaca el emprendedor.

Los buenos resultados obtenidos hasta el momento los tienen a punto de dar un nuevo paso. “Entre este y el siguiente año entraremos en la parte de producción de energía para la industria. Actualmente eso se hace a través de una alianza con otra compañía que nos hace el dimensionamiento de toda la parte de ingeniería, ya que todavía no tenemos esa capacidad, pero el sueño es que dentro de cinco años tengamos esa línea de negocios funcionando”, agrega.

Es cierto que la competencia en el sector está creciendo en el país, pero la experiencia de Ziklo Solar la tiene como la empresa con más postes de iluminación solar instalados en Antioquia, partiendo de una excelente confiabilidad.

“Cada día innovamos en tecnología, somos integradores, nosotros no producimos, buscamos los mejores equipos con los mejores estándares de calidad y eso nos ha permitido estar en el mercado de una manera fuerte”, advierte Pérez tras señalar que también se pone mucho énfasis en el servicio de postventa.

“La parte comercial, antes y después, tiene como foco un excelente trato al cliente. Nuestra labor es ofrecer productos nuevos, pero a la vez generar una confiabilidad y credibilidad que son, finalmente, la base del éxito”.

Costos

Necesariamente Pérez hace énfasis en lo que cuesta instalar un poste de energía solar frente a uno de tipo tradicional.

“La inversión inicial para instalar un poste solar es más costosa, pero la recuperación es muy rápida. Instalar un poste para una parcelación privada está entre 2,7 y 3 millones de pesos, que se comparan con un poste tradicional que cuesta entre 2 y 2,4 millones. La diferencia es de 300 a 700 mil pesos que se pagan de más, pero hay que destacar que no se van a pagar consumos mensuales, como en el caso de la energía eléctrica”, explica.

Además, dice, “estos son productos que tienen una vida útil muy larga. El solo panel tiene 20 años y cuando llega allí está en el 80% de su capacidad de generación; las baterías tienen ocho años, pero teniendo en cuenta los avances de esa tecnología, cuando ocurra eso los nuevos equipos podrán durar 10 o 15 años más, a un menor costo. Lo mismo ocurre con los controladores que duran entre cinco y ocho años, mientras que el poste también tiene una vida larga”.

Finalmente, para este emprendedor, “en Colombia ya se está dando algo que es muy importante y es que se está generando la reglamentación, los decretos, normas y todo el marco jurídico para que el sector se desarrolle de la mejor manera. También es muy importante que los usuarios, tanto públicos como privados ya están creyendo y tomando conciencia de la importancia, de la confiabilidad del sistema de energía solar”.

Sin embargo, es paradójico porque Colombia aprobó hace pocos meses el Plan de Expansión de Generación para el período 2016-2030 y si bien en el documento se habla de energías renovables, no hay referencia al sector de la generación fotovoltaica.

“En lo que se refiere a la generación, el Plan estipula que Colombia necesita 5.362 MW adicionales durante los próximos 15 años, que distribuirá de la siguiente manera: eólica (1.456 MW), hidráulica (1.427 MW), carbón (970) y plantas menores (793 MW)”, señala el documento, sin que se refiera, para nada, a la energía solar.