LA PRIMERA AGENCIA DE CONTENIDOS PERIODÍSTICOS DE INNOVACIÓN Y EMPRENDIMIENTO EN COLOMBIA

Sin pagar un peso, Vertebra le ahorra energía

  • El ingeniero eléctrico y magíster en energía, Juan Pablo Rojas, fundador y gerente de Vertebra Energy Solutions, logró que empresas como Totto ahorren hasta 900 millones de pesos anuales en la factura por consumos de energía.

 

Por: Claudia Bedoya Madrid

BOGOTÁ, ago 26 (Colombia-inn) – En el norte de Bogotá, cerca de un importante centro comercial, en una oficina de grandes ventanales, catorce personas, con un promedio de 28 años de edad trabajan para que empresas como Totto, el Centro Comercial Titán, Crepes and Waffles o Andrés Carne de Res, ahorren millones pesos por consumo de energía, sin pagar un peso.

“Ahorrar energía es un tema de seducción”, dice el fundador, gerente y líder de Vértebra Energy Solutions, Juan Pablo Rojas, ingeniero eléctrico, magíster en energía, docente de transmisión y distribución en la Escuela de Ingeniería Julio Garavito, conferencista sobre ahorro energético, ganador del Premio Andesco a la eficiencia energética y miembro del Consejo Mundial de Energía Capítulo Colombia.

Con esa filosofía, mezclada con fe, terquedad y sueños, a partir de un “accidente” en un atardecer dominguero de 2013, cuando llevaba ocho años como empleado de Codensa, Rojas descubrió que podía hacer que empresas medianas y pequeñas, que pagaban un millón o cien millones de pesos mensuales por consumo de energía, ahorraran dinero y contribuyeran a salvar el planeta.

Después de tener su “visión” del negocio, y de entender que se podía controlar el consumo de energía en forma barata, creó y puso en funcionamiento un sistema que ha logrado que sus clientes dejen de consumir cuatro millones de kilovatios hora de energía.

Rojas explica que esta cifra representa, más o menos, el consumo de 20.000 hogares de estratos 2 y 4 en un mes, en promedio. Además, significa 1.600 millones de pesos que no se pagaron en las facturas de energía, 80.000 árboles protegidos, 150 carros diarios fuera de circulación y 3.100 toneladas de CO2 que se han dejado de producir.

Pioneros e innovadores

¿Cómo lo ha logrado? Desde el Centro de Control y Monitoreo que opera 24 horas al día y siete días a la semana, el equipo integrado por ingenieros eléctricos, de sistemas, industriales y hasta publicistas, liderado e inspirado por Rojas, evalúa hábitos de consumo y diseña las estrategias.

Rojas y su equipo diseñaron una herramienta (software) con el que pueden medir el consumo de energía de tiendas que destinan 1.100.000 pesos mensuales o más para ese rubro, como el del Centro Comercial Titán de Bogotá que tiene 50 escaleras eléctricas.

“Si tú tienes, por ejemplo, más de 20 sedes, te interesa saber cómo controlar energía a precios muy baratos y si no, no da. Lo que yo aprendí en Codensa fue a trabajar barato porque ahora la tecnología se ha desarrollado mucho, pero es para demandas de 10 o 12 millones de pesos en consumos. El segmento masivo, entre un millón y 3,5 millones de pesos es más grande. Todas las tiendas de Totto, las tiendas de Studio F, Punto Blanco, están desamparadas y a ellas estamos dirigidos”, comenta Rojas.

Vertebra obtiene sus ingresos de los ahorros que logran los clientes y a ellos el servicio de monitoreo y control no les cuesta. “Yo capturo los ahorros”, dice, tras reconocer que sus grandes competidores son las empresas distribuidoras de energía, porque aunque todo el mundo está convencido de la necesidad de consumir menos energía, nadie decía cómo y menos en forma económica.

Por ese concepto aplicado a otras empresas, fue que Vertebra obtuvo este año el premio Andesco a la eficiencia energética. “La innovación es lograr hacer ahorro energético y medición en tiempo real a costos muy baratos”, señala Rojas.

A partir del monitoreo en tiempo real, instalan sistemas de medición de energía para identificar donde están derrochando energía los clientes. El primer paso es analizar hábitos para lograr reducir 10% o 12% el consumo de energía. Luego, diseñan estrategias para lograr ahorros hasta de 40%.

“Nuestro primer gran cliente fue Totto. Se desarrolló un proyecto en todas las tiendas propias que son 180 en todo el país y se instaló el sistema de monitoreo en tiempo real. Se han logrado ahorros de 900 millones de pesos año en la facturación”, dijo Rojas.

Para Totto, el servicio de monitoreo no tiene costo porque de los mismos ahorros de energía que logra el cliente es de donde provienen los ingresos y Vertebra cobra su tarifa.

“Estamos cambiando la ideología. Somos una de las empresas que tiene ese plus, algo diferente y los clientes lo notan…No solamente lo estamos haciendo por el tema de ahorro sino también por el planeta, que nos está necesitando. Es un cambio que se está dando y que tenemos que hacer. Entonces, que mejor que aportar ese granito”, dice una de las jóvenes que con su trabajo le apuesta al futuro de Vertebra.

Al respecto, Rojas agrega que: “entendimos que el tema no es hablar de kilovatio hora sino del impacto que eso tiene en el ambiente. Ahorrar es un tema de seducción, que la gente se conecte con lo que está haciendo”. Y así les ha ocurrido a sus clientes.

“Nosotros pasamos de ser cuatro (personas) en octubre del año pasado a 14 en este momento y todo gracias a gente que también apoya emprendimientos, o sea, a emprendedores ya maduros, consolidados que apoyan y si no, es muy difícil”, comenta el ingeniero fundador de Vertebra Energy Solutions.

“La tecnología ha cambiado mucho. Empresas similares a nosotros se fijan más en las petroleras, en los acereros, porque medir, que es nuestro trabajo, es costoso. Nosotros somos pioneros porque lo hacemos muy barato”, explica Rojas.

La meta para el próximo año es lograr ahorros de 15 millones de kilovatios hora y de 30 millones de kilovatios hora, en 2019, que representan el consumo mensual de 100.000 hogares, porque Rojas insiste en que el kilovatio más barato es el que no se consume y que ellos están convencidos de ser parte de la solución y no del problema de despilfarro en el consumo de energía.