LA PRIMERA AGENCIA DE CONTENIDOS PERIODÍSTICOS DE INNOVACIÓN Y EMPRENDIMIENTO EN COLOMBIA

Morasurco, un símbolo de Nariño que continúa innovando

Morasurco, emblema empresarial de Nariño que a pesar de los años innova permanentemente, tiene su sede en el corregimiento de Catambuco, a cinco kilómetros de Pasto. (Foto Alejandro Tovar)

  • Morasurco. Café Puro, es una empresa familiar y emblema de Nariño, que a pesar de los años sigue innovando en sus procesos tecnológicos y su portafolio de ventas
  • Para este año, Morasurco continuará exportando a Chile y prevé ampliar sus ventas al exterior
  • Morasurco genera un gran impacto social en Nariño, al ser uno de los principales compradores de grano de la región, uno de los mejores del mundo

Por Carlos Osorio Pineda

PASTO, 27 feb. (Colombia-inn) –  Morasurco. Café Puro. “Sabrosito hasta el último poquito”. Así, durante muchos años, los colombianos reconocieron y degustaron el grano de la que se considera una de las empresas más emblemáticas de Nariño, pero que, a pesar del tiempo, no deja de innovar en producción, calidad y tecnología.

Morasurco nació en Pasto, en 1959, como un emprendimiento familiar, resultado de los esfuerzos de don Segundo Alfredo Romo Herrera, un humilde pero visionario comerciante, quien para levantar a sus 11 hijos comenzó, casi que con las uñas, un negocio que habría de cambiar la forma de procesar y comercializar el café en esa zona del país.

Ahora, bajo la gerencia de Néstor Delgado Romo, un joven administrador de Empresas, nieto del fundador, Morasurco, que se mantiene como una empresa familiar a pesar de los años, inició un proceso de renovación con la mira puesta en ampliar, no sólo el mercado nacional, sino también internacional, en donde tiene presencia desde hace dos años.

“Morasurco es un patrimonio de Nariño. Es calidad, es responsabilidad social y emprendimiento con innovación. Se han hecho cambios, especialmente el área de producción y en el portafolio de productos”, precisó Delgado en diálogo con Colombia-inn.

Nueva tecnología y un amplio portafolio de productos

Bajo la dirección del profesional, Morasurco ingresó en la senda de la innovación tecnológica, especialmente con miras a la protección del medio ambiente y el mejoramiento del producto, cuya materia prima proviene en su totalidad de las pequeñas plantaciones de café de Nariño, considerado uno de los mejores del mundo por razones que más adelante nos explicó el ejecutivo.

Al respecto, señaló, en el tema de producción se renovaron los viejos molinos de disco para reemplazarlos por molinos de rodillo, lo que incide en que la molienda sea más homogénea.

“Entonces, las partículas diminutas del café se vuelven más homogéneas, por lo que al agregarle agua, a la hora de prepararlo, expulsa mayores aromas y quien lo bebe puede disfrutar más de sus características”, anotó.

De otra parte, precisó, “hasta hace poco las tostadoras funcionaban a base de ACPM, pero luego de hacer un análisis de los gases emitidos a la atmósfera, decidimos cambiarlas a gas, con lo cual se redujeron en más del 50% esas emisiones. Como resultado, si bien antes debíamos hacer análisis cada tres o cuatro meses, ahora sólo es necesario cada tres años o cuatro años”, destacó.

Finalmente, como parte de esa innovación y desarrollo, se instaló una trilladora, de manera que la totalidad del proceso se realiza en la sede de Morasurco, localizada en el corregimiento de Catambuco, a cinco kilómetros de Pasto.

Gracias a la labor de Delgado -quien ingresó a la empresa luego de terminar sus estudios en la Universidad Jorge Tadeo Lozano, en 2007, y ocupó los cargos más bajos de la escala-la innovación también llegó al portafolio de Morasurco, que pasó de la línea tradicional a la de cafés especiales.

Y en esa línea se destaca su café Gourmet, “que es un café cien por ciento de exportación, bastante especial y resultado de una minuciosa búsqueda de los granos más seleccionados. El empaque lleva el sello de café de Colombia y no podemos jugar con ello”, afirmó el gerente de la compañía.

En este punto, Delgado expresó que “la Federación Nacional de Cafeteros tiene un ente que se llama Café Cert, y ellos nos visitan tres o cuatro veces en el año y nos piden que les mostremos el café gourmet. Toman muestras, las llevan a Bogotá y luego envían una certificación que dice que el café sí cumple con las especificaciones requeridas”.

“En cuanto a esos cafés especiales, nos esmeramos muchísimo para conseguirlos”, dijo el ejecutivo, tras señalar que normalmente son granos que se producen en zonas de Nariño como Matituy, Buesaco, Sandonay y Consacá”.

“Son cafés muy bien trabajados, desde la siembra, la cosecha, el lavado, el secado, el despulpado. Salen unos granos perfectos, puros, sin defectos”, argumentó Delgado.

La diversificación del portafolio incluye también la línea Suprema, un café excelso que “mantiene unas características de café tipo exportación y se vende muy bien en las cafeterías, en especial en esos sitios que han visto la necesidad de venderles a sus clientes un producto de mayor calidad”.

La empresa ofrece ahora, igualmente, un producto tostado y molido, descafeinado; y también ingresó en el mercado de los liofilizados o instantáneos, así como en el tema del capuchino, con Morasurco Capuchino.

Incluso la innovación llegó hasta el área de personal, en donde hasta hace poco eran muy pocos los profesionales vinculados. “Hemos innovado vinculando profesionales con conocimientos y perfiles adecuados a los cargos”, señaló Delgado, luego de destacar que Morasurco cuenta actualmente con 110 empleados en todo el país.

En ese sentido relievó que los empleados son contratados directamente y gozan de todos los beneficios laborales, para poder hacer presencia en Nariño, Putumayo, Huila, Caquetá, Cauca, Valle, Cundinamarca, Bogotá, Meta, Guaviare, Casanare y Tolima.

Pero, además de generar empleo y seguir siendo una de las principales empresas de Pasto y el departamento de Nariño, Morasurco es uno de los más importantes compradores de café en la región, impactando profundamente en los sectores económicos y sociales del sur del país.

“Tenemos todo el negocio en línea. Aquí nos visitan permanentemente los caficultores de Nariño, o los comerciantes, y traen su café, lo negocian, lo pagamos directamente y lo trillamos nosotros”, agregó.

Morasurco, cuyas instalaciones fueron renovadas recientemente para ampliar la producción y la calidad de sus productos, es el principal comprador de café en el sur del país, generando un gran impacto social. (Foto Alejandro Tovar)

Instalaciones que se amplían para enfrentar el futuro

Morasurco, café puro, funciona desde 1986 en las amplias instalaciones de Catambuco, que incluyen una bodega de café crudo (1.200 mts2), con capacidad para 20.000 sacos; Silos para 37.500 kilos; sección de tostadoras (400 mts2), en donde se ubican cinco tostadoras automáticas con capacidad de 3.600 kilos hora, y sección de molinos (200 mts2) para 10 molinos automáticos con capacidad de 3.400 kilos-hora.

Igualmente, una sección de empaque (400 mts2); ocho maquinas empacadoras automáticas., con capacidad de 3.000 kilos-hora; ocho silos con capacidad de 25.000 kilos; bodega producto terminado (400 mts2) para 62.500 kilos de café procesado; un almacén general (500 mts2); oficinas (1.400 mts2).

El terreno donde funciona la empresa contaba con otras áreas que en los últimos años se adecuaron para posibilitar una nueva línea de negocio con la que Morasurco diversificó su actividad: la distribución de cigarrillos y licores.

En los últimos dos años Morasurco amplió su portafolio con nuevas líneas de presentación para su café. (Foto Alejandro Tovar)

Gracias a ello, Morasurco, Café Puro, alcanzó ventas en 2017 por 30.000 millones de pesos, de los cuales 10.000 millones correspondieron a cigarrillos y licores.  En total, las utilidades netas sumaron 700 millones de pesos.

Una cifra que Delgado aspira a superar en 2018, con un incremento en las ventas del 6% y con la ampliación del mercado nacional e internacional.

“Tenemos muy en claro cuál es el propósito y cuál el objetivo. Estamos exportando a Chile (comenzaron con una tonelada), tenemos negociaciones cercanas con Ecuador, además de contactos con Estados Unidos y Europa”, indicó el ejecutivo.

“Vamos a trabajar fuertemente en el tema de exportar. Tenemos un café de muy buena calidad y un proceso completo de producción. Lo hacemos muy bien y esas son ventajas que nos permiten pensar en un futuro mejor”, concluyó el gerente de Morasurco, Café Puro.

Morasurco, un nombre que le dio su fundador porque veía en los surcos de los sembrados de mora la misma imagen que los cultivos de café. Y café puro, como en sus comienzos se llamó la empresa, porque para entonces los campesinos acostumbraban a mezclarlo con alverjas, garbanzos y fríjoles, situación que don Segundo Alfredo, con gran visión, decidió cambiar para ofrecer a su clientela un café decididamente puro y de calidad especial, como marcan las nuevas tendencias.

En los últimos dos años Morasurco amplió su portafolio con nuevas líneas de presentación para su café. (Foto Alejandro Tovar)

Un objetivo que no se ha perdido en el horizonte, y que, por el contrario, se esfuerzan por mantener sus herederos, los nueve hijos de don Segundo que hacen parte, actualmente, de la Asamblea de Socios, cinco de los cuales, a su vez, conforman la Junta Directiva de la compañía, un emprendimiento que sigue fiel a la familia, como lo es su café a las familias de los nariñenses.