LA PRIMERA AGENCIA DE CONTENIDOS PERIODÍSTICOS DE INNOVACIÓN Y EMPRENDIMIENTO EN COLOMBIA

Monomi, la forma más sencilla de venta por internet para los microempresarios

Bogotá, 23 oct (Colombia.inn).- Los pequeños y microempresarios colombianos ya cuentan con un canal en internet para vender desde artesanías y joyas, hasta colecciones de moda o libros de cocina, de forma tan sencilla como administrar un perfil en las redes sociales.

Monomi es una plataforma digital de tiendas en línea, creada en Bogotá, que tiene todas las ventajas del comercio electrónico, pero además su operatividad ha permitido que pequeños comerciantes la prefieran antes de dar el salto de comprar o arrendar un local.

“El comerciante o la persona que quiera vender en línea puede crear su tienda online, subir productos de forma tan sencilla como subir una foto a Facebook”, dijo a Colombia.inn, agencia operada por Efe, la estratega digital Diana Reyes.

La idea surgió hace dos años en Monoku, una empresa de diseño de páginas web creada por Julián Amaya y David Avellaneda, quienes observaron que, si bien recibían gran cantidad de solicitudes para desarrollar tiendas online, finalmente sus clientes desistían por falta de presupuesto.

“Nos llegaban personas que vendían camisetas o artesanías y querían una tienda online, pero no tenían la capacidad para contratarla”, explicó Reyes.

Así optaron por dar un giro a su modelo de negocio y, en vez de desarrollar tiendas online a la medida, crearon un software y este se lo ofrecieron a los clientes.

“Monomi es un desarrollo 100% colombiano, el producto lleva casi dos años en el mercado”, dijo Reyes, para afirmar que hoy procesa cerca de “200 transacciones mensuales y cuenta con unos 2.300 clientes”.

Una de las grandes ventajas es que los vendedores pueden administran sin conocimientos técnicos su tienda en línea, tener soluciones a menor costo y más oportunidades para posicionarse que en un establecimiento físico de venta.

Con productos que cuestan “desde 20.000 hasta 80.000 pesos (entre 11 y 42 dólares)”, los clientes de Monomi exhiben sus catálogos bajo su propia marca y perciben los ingresos de las ventas de forma periódica.

Reyes explicó que el diferencial de Monomi está en que le permite al usuario “personalizar la tienda, algo que no encuentran en un ‘market place’ como Mercado Libre” y además pueden convertirla en una aplicación dentro de Facebook, lo cual atrae más internautas.

Este modelo de comercio electrónico busca ahora consolidarse fuera de Colombia y sus objetivos son, según Reyes, “”México por volumen y Chile por la apertura de su mercado”.

Actualmente la plataforma está disponible en español con planes de 50, 120 y 300 referencias, y en el mediano plazo los usuarios tendrán la posibilidad de crear tiendas en inglés y en portugués, versiones que por el momento están en fase de prueba.

Según la multinacional Visa, el mercado de comercio electrónico en Colombia es de más de 2.000 millones de dólares y seguirá creciendo, por lo que Monomi le apuesta a que más pequeñas y medianas empresas (pymes), microempresas y personas independientes se vinculen a este sector desde su plataforma.

Reyes indicó que el de Monomi “es un mercado objetivo muy grande” y que no solo permite vender productos físicos sino también servicios “como pagos por alquiler de cabañas, paquetes de fotografías o alquiler de equipos”.

“Hecho en casa y con recursos propios” es algo que caracteriza a Monomi, un emprendimiento que hoy cuenta con unas 180.000 visitas diarias, el 93% de estas desde Colombia y tiene una expectativa de crecimiento del 200%. “Esa es la meta”, concluyó Reyes. COLOMBIA.INN

[Not a valid template]