LA PRIMERA AGENCIA DE CONTENIDOS PERIODÍSTICOS DE INNOVACIÓN Y EMPRENDIMIENTO EN COLOMBIA

Medios alternativos, una realidad escrita en Villavicencio

Instalaciones del Periódico del Meta en Villavicencio / Foto de Nicolás Acevedo.

VILLAVICENCIO, 18 dic (Colombia-inn) – Jhon Moreno y Juan Guillermo Herrera, son dos periodistas llaneros que asumieron el reto de emprender y dar vida a un medio impreso alternativo en Villavicencio, para informar con amplitud sobre los asuntos atientes a la región, ahondando en temas como el del conflicto y la paz.

Sus experiencias en otros medios regionales durante años, les sirvió como base para vencer el temor que acompaña casi siempre los proyectos de emprendimiento, pues si bien esta aventura es guiada por los sueños, en muchas oportunidades también está acompañada por la incertidumbre.

Juan Guillermo Herrera y Jhon Moreno socios fundadores del Periódico del Meta que hoy distribuye 8.000 ejemplares cada semana. / Foto de Nicolás Acevedo.

El nacimiento de un nuevo periódico

Villavicencio una ciudad en constante y acelerado crecimiento, dado que es el centro económico de los llanos orientales, y durante ese proceso de desarrollo no ha escapado a las muy comunes invasiones en donde decenas y a veces cientos de familias se apoderan de una zona y se asientan allí ilegalmente, como ocurrió en los años 80 con el barrio Porfía.

“El periódico del Meta nace en el año 90, más o menos, en una invasión que se creció y que hoy tiene casi 30.000 habitantes. El periódico era sectorial y solo sacaba boletines de prensa de la gobernación y la policía, e inició con el nombre Porfideño”, explicó Herrera, gerente del impreso.

Más adelante, dicen los comunicadores, “el periódico sufrió una transformación en su contenido. Entonces informaba más de lo de afuera que lo de acá”, una poderosa razón que, sumada en 2012 a la oferta de venta del diario, ya con el nombre de Periódico del Meta, los llevó a los dos, con el apoyo de un socio, a adquirir el medio.

Con el reto de crear un medio regional, “entonces decidimos comprar el periódico. Solo quedó el nombre porque lo otro lo transformamos. Cambiamos el formato en un tabloide europeo, y decidimos sacar contenido propio, no boletines de prensa.”, precisó Herrera a Colombia-inn.

Un proyecto con sentido social.

El Periódico del Meta, bajo la responsabilidad de estos emprendedores, inició con un formato de tabloide europeo y 32 páginas, y por esa época vio la luz uno de sus proyectos sociales, resultado de una alianza con la Agencia para la Reincorporación y la Normalización (ARN).

“Iniciamos mensualmente, se vendía el periódico a 1.000 pesos. En esa época hicimos una alianza con la ARN y utilizamos a varios de los desmovilizados como voceadores. Nosotros les regalábamos el periódico y ellos lo vendían y esa plata era para ellos”, indicó el comunicador.

“Una vez, en un evento de graduación de desmovilizados de la ARN, hablamos con una niña que se había graduado y nos contó su historia. El gran problema era que no tenían oportunidades”, dijo Herrera al recordar cómo se dio la alianza.

Sin embargo, “gracias a un dinero que le dieron para un proyecto sostenible, ella puso una panadería y les dio empleo a dos excombatientes de un grupo diferente al que había pertenecido porque, nos decía, “quería darles esa oportunidad que le habían negado””.

Como resultado decidieron crear una sección llamada experiencias de paz. “Ahí vamos mostrando todas estas experiencias de personas que tienen que ver con el proceso de paz, reintegración, restitución de todas las personas que están vinculadas y son personas que únicamente necesitaban una oportunidad”, cuenta el periodista.

Según cifras de la Agencia para la reincorporación y la Normalización (ARN), hasta el momento 18.960 excombatientes de grupos al margen de la ley han culminado los procesos de vinculación a la sociedad, y es allí donde el Periódico del Meta hay querido dejar su huella al registrar, semana a semana, estas historias de perdón, reconciliación y superación.

Con “Experiencias de paz” el Periódico del Meta se ha ganado un espacio importante en los lectores, que cada ocho días esperan ansiosos su nueva edición. Desde que Jhon y Guillermo tomaron el reto de manejar el medio, más de 150 publicaciones han visto la luz del día.

El camino de un pequeño en tierra de gigantes

Actualmente el periódico del Meta imprime 8.000 ejemplares que son distribuidos en todo el departamento y en los vecinos Guaviare y Casanare (sur), además de contar con una página web que se mantiene en constante renovación en cuanto a su contenido.

Al referirse a la evolución del medio, Herrera cuenta que “comenzamos a entregarlo mensualmente. Afortunadamente tuvimos una buena aceptación porque la información era solo regional. Logramos hacer unos ahorros y esos ahorros logramos invertirlos en el periódico. En vez de repartirnos el dinero, decidimos publicarlo semanalmente”, anotó.

Y al referirse a sus estrategias de distribución, destacó: “cuando uno vende el periódico, lo ve en todas partes, en la tienda, en el supermercado, pero la gente poco lo compra, aunque a la gente sí le gusta leer. Entonces dijimos, obsequiémoslo que eso nos ayuda al posicionamiento del periódico. Y la gente ya lo espera, cuando no alcanzan a reclamarlo, van a los puntos donde los dejamos o si no vienen hasta aquí”.

Por eso hoy en día el Periódico del Meta es un referente de la región. “Este es un periódico que no es popular, el contenido es más de análisis, profundidad. Entonces la persona que le gusta el periódico es una persona que le gusta leer, estar bien informada”, destaca con orgullo Herrera.

Las satisfacciones de arriesgarse

Convertir un periódico sectorial en un referente para el departamento del Meta ha sido una labor ardua por parte de los dos periodistas a quienes acompañan seis personas más, entre comunicadores, administrativos y comerciales, trabajando de la mano por el mismo objetivo.

Entre risas Herrera comenta que el objetivo a corto plazo es sostenerse. “La idea es continuar semanalmente lo que es el posicionamiento del periódico. Eso es lo que hemos venido trabajando”.

Además, recomienda a todos los emprendedores arriesgarse. “Uno tiene que arriesgarse, si no arriesgamos nunca vamos a saber si lo que tenemos proyectado, si lo que queremos funciona o no funciona, porque a veces en la idea es muy bonito y funciona bien, pero no damos ese paso de convertirlo en realidad”.

Por último, este comunicador aconseja a los que están planeando tomar su propio camino de emprendimiento, que no hay que pensar en hacer las cosas sólo, “es mejor buscar aliados que piensen lo mismo, les guste el proyecto y les apasione y le metan todo el pecho. La idea es que se lancen, pero también primero que planeen bien”, puntualizó.